El agro se suma al mundo del e-Commerce

1 julio, 2018

De acuerdo con los relevamientos estadísticos realizados por el Centro de información Agropecuaria, se espera que en un futuro próximo 5 de cada 10 productores agropecuarios de nuestro país realicen compras a través de portales digitales.

Los resultados fueron concluyentes: si bien el porcentaje que se anima a comprar maquinaria e implementos agrícolas a través de Internet todavía es bajo en comparación con el que no lo hace, una gran mayoría afirma que en el futuro compraría sin dudar a través de este medio.

Asimismo, existe un alza en lo que a venta online de maquinarias respecta y hay perspectivas de crecimiento de este mercado a futuro, algo que se puede ratificar con la aparición y el auge de sitios como Agroads o Agrofy, entre los más reconocidos, o la diversificación en la oferta de otros portales, siendo Mercado Libre el más renombrado. Por otro lado, algunos concesionarios comenzaron a ofrecer también la opción del “carrito de compras”.

Todo esto ha logrado que, un poco por no quedarse atrás en lo que a innovaciones y nuevos mercados refiere, pero otro poco debido a las facilidades que ofrece operar online, esta forma de comercio haya llegado para quedarse.

 

Nuestro análisis

En principio, se pudo observar que los productores suelen comprar a través de Internet implementos (carros, acoplados, remolques) más que maquinarias, las cuales, según ellos afirman, requieren una compra más cuidadosa y detallada. No obstante, hay una tendencia en alza en lo que a este rubro respecta, ya que la gran mayoría afirma que en el futuro compraría maquinaria a través de Internet.

Sólo un 7% de los productores encuestados ha realizado una compra de maquinaria agrícola a través de sitios Web. Además, cabe destacar que de ellos, un 97% afirmó que volvería a comprar de esta manera. Por otro lado, en cuanto al 93% que todavía no ha tenido una experiencia de compra online, el 51% afirmó que en el futuro no tendría inconvenientes en hacerlo.

Fig 1. Porcentaje de productores que han realizado compras de maquinarias a través de portales digitales

Muestra: Base de 903 encuestas
Fuente: Centro de Información Agropecuaria, Junio 20184

 

En busca de recomendaciones…

Cómo veremos en las siguientes dos gráficas, los productores se informan de características, marcas y detalles técnicos de las maquinarias en las que desean invertir de diversas maneras. Una vez indagados los detalles pueden (o no) pedir recomendaciones.

Fig 2. Principales fuentes de información durante el proceso de compra de maquinarias

Muestra: Base de 903 encuestas
Fuente: Centro de Información Agropecuaria, Junio 20184

Fig 3. Principal fuente de recomendación en su ultima compra

Muestra: Base de 903 encuestas
Fuente: Centro de Información Agropecuaria, Junio 20184

Según nuestros resultados, la principal fuente de información y de recomendación es la voz de un colega, vecino o amigo, superando a la información que podría suministrarle un vendedor o concesionario.

Sin embargo, la búsqueda de información en Internet ha crecido notoriamente hasta ubicarse en el tercer puesto de este ranking. Según la opinión de los productores encuestados, es más fácil informarse a través de la Web que yendo a recorrer y preguntar en persona. Inclusive la mayoría de los atributos de tractores y cosechadoras pueden ser verificados a partir de las fichas técnicas que se encuentran en los portales de compra/venta de maquinaria. Es decir, según ellos, existe una gran cantidad de información disponible en sitios como Agroads o Agrofy, o en foros de consultas de usuarios, que posibilitan que uno se informe y luego busque recomendaciones de un colega para confirmar lo que vio en Internet.

No obstante, los productores distinguen tajantemente entre informarse por Internet y comprar, ya que suelen utilizar los sitios para decidir qué adquirir, pero la compra no la realizan en forma online sino que prefieren ver la maquinaria en persona, por diversos motivos entre los que fueron mencionados la desconfianza con el sitio Web o con un vendedor que “no conocen físicamente”, el miedo al robo de datos, no querer introducir números de tarjeta de crédito o, por último pero no menos importante, la imposibilidad de conseguir una buena financiación, algo que puede realizar con mayor facilidad directo con el concesionario. Para maquinarias grandes como tractores o cosechadoras, en su mayoría, este sería el modus operandi de los productores que manejan Internet con mayor confianza. Para implementos agrícolas, al contrario, se ve una mayor predisposición a comprar online, posiblemente por la menor envergadura de la transacción.

Fig 4. Maquinaria adquirida a través de e-Commerce

Muestra: Base de 903 encuestas
Fuente: Centro de Información Agropecuaria, Junio 20184

Fig 5. Maquinarias nuevas adquiridas a través de e-Commerce

Muestra: Base de 903 encuestas
Fuente: Centro de Información Agropecuaria, Junio 20184

 

Cambios en el hábito de compra: lo que viene

Según el Informe de Maquinaria Agrícola del 3er. trimestre de 2017 publicado por el Ministerio de Agroindustria [1], ese período del año pasado tuvo ventas en maquinaria muy superiores respecto a otros años, llegando incluso a duplicar las ventas del 3er. trimestre de 2015, sobre todo en lo que refiere a tractores y a implementos, aunque también en cosechadoras y sembradoras.

Lo que no se especifica allí es qué cantidad de esas ventas fueron “físicas” y cuántas fueron online, por lo que nuestro informe de investigación viene de alguna forma a complementar al del Ministerio.

El comercio electrónico ha revolucionado, y lo seguirá haciendo, los hábitos de compra. Pero también modificó la estrategia de las empresas de maquinaria agrícola para adaptarse a este nuevo modelo de consumo, con nuevas formas de comunicación, estando en contacto directo con sus clientes y conociendo así su opinión en forma rápida. Sin embargo, el eCommerce agropecuario todavía es un mundo en desarrollo en el que hay mucho por explorar.

El productor que desee comprar maquinaria agrícola está pensando en una herramienta de trabajo, una decisión de compra meditada y, en muchos casos, con necesidades técnicas específicas. Por lo que, si quiere adquirir un objeto de semejante valor, será necesario confiar en plataformas responsables, perder prejuicios e indagar bien antes de dar click al botón de compra.

 

[1]Fuente INDEC: https://bit.ly/2AgZVnc